Así afectan los cambios en el proceso de visas H-1B a trabajadores y empresas

CNNMoney) – La decisión del gobierno de Donald Trump de suspender el proceso de revisión inmediata de visas H-1B podría entorpecer abruptamente los planes de miles de trabajadores inmigrantes en un amplio rango de negocios que van desde la tecnología hasta la salud, dijeron expertos en inmigración.

Las visas H-1B permiten a los empleadores en Estados Unidos atraer a trabajadores extranjeros calificados; unas 85.000 serán entregadas este año. Las visas tienen alta demanda y son otorgadas mediante sorteo. Puede tomar seis meses o más para que una solicitud sea revisada.

Pero el gobierno anunció el viernes que, a partir del 3 de abril, suspenderá la opción conocida como “proceso premium”, que asegura que una solicitud sea revisada en un periodo de 15 días. Su costo es de 1.225 dólares.

Trump ha acusado a las empresas de abusar del programa de visas H-1B como una forma de contratar a trabajadores foráneos que le quitan empleos a ciudadanos estadounidenses, con salarios más bajos.

El gobierno de Trump dice que está acabando con la opción rápida para que se puedan revisar una serie de solicitudes atrasadas y tratar de “reducir el retraso del procesamiento en general”.

Abogados inmigratorios dijeron el sábado que el cambio dejaría a muchas personas y compañías en el limbo.

“El mensaje dice específicamente que quieren reducir el tiempo de atraso, pero me preocupan mis clientes, empleadores e individuos que se verán afectados por estos retrasos”, dijo Tahmina Watson de Watson Immigration Law. “Esta suspensión no es buena de ningún modo para los negocios estadounidenses”.

Watson dijo que “sospecho fuertemente que los retrasos continuarán”.

Las visas H-1B están en el centro de la controversia mientras el presidente Trump busca cumplir sus promesas de campaña para reducir la inmigración.

En el Congreso existen diversos esfuerzos para cambiar el funcionamiento del programa de visas H-1B. Una propuesta bipartidista reformaría el programa al instruir a los funcionarios a otorgar las visas con base en los méritos, en lugar de hacerlo por sorteo.

Neil Ruiz, director ejecutivo del Center of Law, Economics and Finance de la Universidad George Washington, dijo que la decisión del gobierno de Trump de detener el procedimiento inmediato sería el primer paso para abandonar el sistema de sorteo.

“Creo que eliminar el proceso premium podría permitir al gobierno elegir a quién darle prioridad en las espera por las visas H-1B”, dijo Ruiz a CNNMoney.

Watson dijo que la medida era un “tema importante” porque ciertamente “empleadores e individuos requieren del proceso premium en ciertas situaciones”.

Sin esto, dijo, los empleadores no pueden “planear en sus negocios y actuar de forma acorde”.

Estudiantes, los más afectados

Las visas H-1B son utilizadas por todo tipo de trabajadores extranjeros: periodistas, animadores, profesores e investigadores. Cualquiera podría verse afectado por el retraso del proceso de obtención de la visa.

Pero los mayores tiempos de espera podrían “ser particularmente dañinos” para los estudiantes, dijo Watson.

Eso es porque los estudiantes graduados que están en Estados Unidos con un tipo de visa distinto –como la J-1 o la F-1– no pueden quedarse mientras el estatus de su visa H-1B está pendiente, y no pueden empezar a trabajar. Tienen que regresar a su país de origen mientras esperan la aprobación.

Ahora, esas esperas podrían ser más largas. Watson dice que el atraso en el proceso de revisión estándar es tan grande que los funcionarios están revisando solicitudes hechas en julio de 2016.

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *